Pérgolas bioclimáticas, ¿son realmente útiles?

Para disfrutar al máximo del aire libre, una pérgola es un equipamiento ideal. Hay varios tipos y modelos disponibles en el mercado. Pero la pérgola bioclimática es la excepción con su característica modular. Descubra por qué son útiles las pérgolas bioclimáticas. 

Pérgolas bioclimáticas para un espacio confortable todo el año

La protección de un espacio exterior es la función principal de una pérgola bioclimática. Las lamas que componen el techo de este equipo son ajustables. Pueden ajustarse en tiempo caluroso para proteger del sol o para la ventilación. También pueden ajustarse en función de la exposición al sol para obtener una luz excelente. Las lamas también pueden plegarse para cerrar el techo. Esto le da un excelente refugio contra el clima. Si desea instalar una pérgola bioclimática adosada, no dude en visitar alsol.fr. Seguramente encontrará muchos modelos de pérgolas bioclimáticas. Para obtener la máxima luz solar, el techo puede abrirse. Dada esta funcionalidad, las pérgolas bioclimáticas son un excelente equipamiento. Se adaptan a todas las condiciones climáticas, lo que las distingue de las pérgolas convencionales. Estos últimos no tienen flexibilidad y sólo pueden mantener la lluvia fuera de la terraza y proteger del sol. Sin embargo, con una pérgola bioclimática, podrá disfrutar de su espacio exterior durante todo el año. Se beneficia de un espacio confortable.

Pérgolas bioclimáticas para una mayor estética

La pérgola bioclimática puede integrarse armoniosamente en su casa. Esto realzará la casa. Sin embargo, es fundamental asegurarse de que la pérgola esté bien acabada y que los colores estén bien elegidos. La estructura de la pérgola puede realizarse en varias estructuras y en una amplia gama de colores. Entre ellos, hay uno que puede integrarse de forma armoniosa y discreta con su casa y su jardín. Si está pensando en instalar una pérgola bioclimática en el exterior de su casa, asegúrese de hacer la elección correcta. En cuanto al color, lo mejor es elegir uno que coincida con el color de su jardín y de su casa. Para el modelo, elija el que sea ideal para su hogar. Por ejemplo, una pérgola bioclimática de estilo puro realzará la estructura de una casa moderna. Un color más suave y menos evidente, como el gris o el beige, sería ideal si su casa es de estilo rústico. Al mismo tiempo, debe tener en cuenta el mobiliario exterior. Para el color de la carpintería exterior, como puertas, persianas y marcos, opte por el mismo color que la pérgola. De este modo, el equipo se integrará perfectamente en su casa.

Una pérgola bioclimática de aluminio para un look contemporáneo

Hay muchos materiales disponibles para la pérgola bioclimática. Entre ellos, se puede distinguir el aluminio, que ofrece muchas ventajas. Sobre todo, este material es muy resistente. Una pérgola de aluminio puede soportar cualquier condición climática. Garantiza la seguridad a pesar de la nieve, la lluvia y el viento. Con él se garantiza un excelente aislamiento. También garantiza una perfecta resistencia térmica. También hay que tener en cuenta que el aluminio es resistente al paso del tiempo gracias a su propiedad inoxidable. Con el tiempo, no se oxida como el hierro. Además, no requiere ningún tratamiento específico. Si desea devolver a su pérgola bioclimática de aluminio su brillo original, puede bastar con una esponja suave y agua jabonosa. Por lo demás, este equipo se adapta a cualquier entorno. Dará a su casa un toque de valor añadido. Si tiene una pérgola de aluminio, dispondrá de un equipamiento duradero, cómodo y, sobre todo, moderno. Ofrecerá un estilo muy contemporáneo a su espacio exterior. Las pérgolas bioclimáticas de aluminio también se pueden fabricar a medida. Así, podrá disponer de una pérgola que satisfaga plenamente todas sus necesidades.

Una pérgola bioclimática para ahorrar energía

Las verandas y las pérgolas son dos soluciones ideales para disfrutar de la terraza y del aire libre. Son un verdadero lugar para relajarse. La veranda es una verdadera extensión de la casa. Se trata de una extensión que ampliará la casa. La pérgola bioclimática está muy de moda. Sin tener que lastrar la fachada de la casa, aportará modernidad a su exterior. Gracias a un mando a distancia, es posible cerrarla completamente para protegerse de las inclemencias del tiempo o abrirla por completo para disfrutar del exterior. Además, una pérgola bioclimática inclinada permite ahorrar energía. Sus lamas regulables permiten ajustar la radiación de la luz. Así, para una mayor frescura, puede desviar los rayos UV durante el verano. Del mismo modo, puede aumentar el calor en el interior cerrando la pérgola por completo en invierno. Esta función permite reducir el consumo de energía para la calefacción. Es importante destacar que las pérgolas bioclimáticas cuentan con un sistema de domótica. Esto significa que pueden ser controlados por sí mismos en función del tiempo.

¿Cómo proteger su terraza del calor manteniendo una ventilación natural?
¿Le gustaría tener más espacio y luz? La veranda está hecha para usted